Derribando nuestros muros para tomar lo nuestro

Solo los que cosechan tiene derecho a comer y para cosechar se debe sembrar. Los que vendimian lo beberán en los atrios de los santuarios, es decir que el vino se bebe en el atrio, el deleite de tu trabajo se bebe en tu casa, esto habla también de congregarte. Atesora esta promesa en el nombre de Jesús y dile al Señor que crees esta promesa.

Hermano, ¿cuál es la definición de una promesa? Veamos lo que es una promesa de Dios porque si  las promesas de los hombres tuvieran valor, ya fuéramos millonarios con tanto que se promete; miremos lo que es una promesa en Dios:

Promesa: Acto por medio del cual Dios promete hacer, dar, evitar o bien otorgarnos algo, con la garantía que lo que El promete lo cumplirá en su tiempo.

Estea no es cualquier promesa, porque Dios no es hombre para mentir ni hijo de hombre para arrepentirse, El dijo y El hará. La promesa de Dios es un medio en el cual Dios promete hacer en ti algo, darte algo, evitar algo malo que te pase, otorgarte algo, con la garantía que lo que El promete lo cumplirá en su tiempo.

Hermano dígale al Señor, Gracias Señor porque yo espero que tú harás algo grande en mi. Tú vas darme cosas grandes, vas a evitar cosas malas en mi casa, en mi vida y me otorgaras  privilegios especiales. Gracias Señor porque esa promesa está implícita en lo que Tú eres y lo recibo en el nombre de Jesús.

En la Biblia habla que Dios otorga privilegio a los que se acercan a su corazón, hoy hablaremos  acerca de “Derribando nuestros muros para tomar lo nuestro”

Dios nos ha dado cosas en Cristo. Dice que El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas?, pídele de corazón y creyendo y dile al Señor, recibo tu palabra, Señor permite que la pueda entender, asimilar y ponerla por obra para Gloria de tu nombre. Gracias Señor para que sea prosperada en mi vida, en mi casa y todo lugar para Gloria de tu nombre, Amen.

La Biblia nos habla de lo que le paso a Israel cuando entró en la tierra prometida; Israel estuvo esclavo por más de cuatrocientos años, no hubo Alabanza y Adoración al Dios vivo, pero nunca Dios les abandonó, el conocimiento de Dios no se perdió.  

Pasan los cuatrocientos años, la Mano de Dios los saca de Egipto y pasan el mar Rojo pero por la dureza de corazón pasan cuarenta años en el desierto. A llegar al rio Jordán mandan espías a la tierra prometida, había diez negativos de los doce enviados y estos decían que el fruto y la tierra eran buenos pero los gigantes eran muchos  y ellos hablaron mal de la tierra.

Uno de los pecados fue hablar mal de la tierra que Dios les había dado. Pregúntale a tu hermano donde nació, pregúntale si es dominicano; entonces es pecado hablar mal de la tierra, muchos dicen que este paisito no sirve para nada, pregúntele a ese dominicano ¿qué tierra lo vio nacer?. Hablar mal de su tierra es un pecado, este país es un país bendito de Dios.

Cuarenta años duró Israel  dando vuelta en el desierto, fueron a ver la tierra prometida y por cada día le colocó Dios disciplina y murió la vieja generación y entraron todos los jóvenes, y los que habían creído Josué y Caleb y entraron a la tierra prometida.

Israel paso cuatrocientos años en esclavitud, cuarenta años en el desierto sin embargo la mano de Dios nunca los abandono y ¿sabes cuantos años les llevo tomar la tierra?, por lo menos cuando llegaron Hebrón habían pasado cinco años, porque dice Caleb yo tenía cuarenta años , nos quedaron cuarenta años en el desierto por la dureza de corazón y dice tener ochenta y cinco años, pero decía que tenía la misma fuerza del principio, el decía dame ese monte; hermano mientras tu tengas monte , mientras tengas visión no hay edad que valga, pero cuando empiezas a decir ya todo se termino, ya no hay manera de seguir.

Entonces cinco años para entrar al menos a tomar Hebrón, la primera ciudad que se enfrentaron fue la ciudad de Jericó y era la ciudad más fuerte, y Dios les dijo entren a esa ciudad porque cayendo Jericó caen las otras.

Josué 6:1 “Ahora, Jericó estaba cerrada, bien cerrada, a causa de los hijos de Israel; nadie entraba ni salía”.

Quiere decir que ellos sabia que venía el pueblo de Dios, si era una ciudad tan fuerte porque no Salió a atacar, era una ciudad bien amurallada, no entraban ni salían, la confianza la colocaron en sus murallas.

Josué 6:1-2 “Mas Jehová dijo a Josué: Mira, yo he entregado en tu mano a Jericó y a su rey, con sus varones de guerra.  Toda ciudad por amurallada que este ya Dios tiene la estrategia para que nos sea entregada”

Debemos buscar las directrices de Dios,  pues El dijo yo entregado a Jericó con sus varones de guerra. Primero Josué era un joven hijo de Nun y servidor de Jehová, bajo la cobertura de Moises, fue preparado y preparado. Moisés tuvo hijos pero no fue un hijo de Moisés que salió; ser hijo de líder no asegura nada, es un privilegio pero no garantiza nada.

Los Josué surgen de procesos, si le has sido fiel a Dios en lo poco en lo mucho te pondrá, a veces queremos vino nuevo pero somos odre viejo,  el vino nuevo se tiene que poner en odre nuevo; pidámosle eso al Señor que nos haga odre nuevo.

Entonces se muere Moisés y queda Josué como sucesor.

Josué 1:2”Mi siervo Moisés ha muerto; ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tú y todo este pueblo, a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel”.  

Oiga como habla Dios, aprendamos el idioma de Dios, pues El llama las cosa que no son como si fuesen, una de las cosas importantes es la comunicación, aprendamos como habla Dios.

Josué 1:3” Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie”.

Dios dice  yo he entregado, no dice entregaré , El llama las cosas como si fuesen, Ya Dios tenia la promesa dada; Dios no habla en futuro, en ese instante Josué no tenía bajo sus pies la tierra prometida,  pero si la promesa es dad y cuando creemos en la promesa de Dios el futuro se nos vuelve presente, porque Dios es el mismo de ayer, de hoy y de siempre, y allí es cuando uno vive en el tiempo de Dios;  El dice les entregué a Jericó, a su rey , porque toda Jericó tiene una potestad,  un principado que les ayuda, pero a nosotros ya nos entregaron la victoria de Cristo, porque en la Cruz del Calvario anuló cartas o decretos contrarios contra mí y contra ti.

Hermano le invito que lea la carta de Efesios donde apreciamos  como Cristo anuló toda acta contraria en la Cruz del Calvario, despojó potestades y principados, Dios le dice Ya te lo he entregado.  Josué tenía promesa y el estaba frente a la tierra prometida, ya habían atravesado el rio Jordán.

 Josué 1:2”Mi siervo Moisés ha muerto; ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tú y todo este pueblo, a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel. Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie”.  

Aquí viene algo importante, Josué se perfilaba a ser el sucesor, pero Josué no se coloco en el lugar sino que el espero que Dios lo llamara, ni aun  Jesús se llamó a si mismo, El espero que el Padre lo llamara y le dijera mi Hijo eres Tu. Esto no es asunto del que tenga  más cualidades, del que más corre sino es asunto del que Dios tiene misericordia.

Dios le sigue diciendo que sigan a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel, aquí habla Dios en presente, hay gente que habla del pasado y se quedan en el pasado anhelando las condiciones del pasado, pregúntese en qué idioma habla usted? o en qué idioma piensas?

No debes colocar la vista en los  errores de hombres,  miremos el ejemplo de Judas, el que está viendo a judas a donde se va a ir?, hay personas que se quedan viendo el pasado y estancados en los errores del ayer y de otros.

Dios entonces dice a Josué que entrego todo lo que pise la planta de los pies pero no es en la carne, es que ya Dios te dio una promesa.

Josué 1:5-6“Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida; como estuve con Moisés, estaré contigo; no te dejaré, ni te desampararé.  Esfuérzate y sé valiente; porque tú repartirás a este pueblo por heredad la tierra de la cual juré a sus padres que la daría a ellos”

La promesa anterior era para todo el pueblo; pero esta era personal. Dios da promesas personales, aquí Dios ha dado promesas que levantara mujeres y hombres para predicar en muchos lugares, quiero decirles que estoy asombrado que se están abriendo muchas obras, vamos a ser punta de lanza  para el Caribe, Latinoamérica y el mundo.

Dios dice como estuve con Moisés, eso quiere decir que la promesa que dio a nuestros líderes se traslada si continuas en la línea, pero no se quedó Josué sin hacer nada, sino que le dijo esfuérzate y se valiente, Josué era valiente pero Dios le dice que se esfuerce y sea valiente, hay personas que son valientes para los negocios y no lo son para proponer matrimonio, terminar una carrera, hay diferentes lugares para lo que se requiere valentía.

El esfuerzo tuyo va a ser bendición para otros, cuando tú te esfuerza en lo que Dios te ha dado no es solo para ti es para los que están alrededor tuyo.

Josué 1:7 “Solamente esfuérzate y sé muy valiente, para cuidar de hacer conforme a toda la ley que mi siervo Moisés te mandó; no te apartes de ella ni a diestra ni a siniestra, para que seas prosperado en todas las cosas que emprendas. 

Hay una valentía para enfrentarnos a un mundo que le está diciendo a lo malo bueno, a lo amargo dulce, a lo dulce amargo, se requiere valentía para decir NO ante las presiones del mundo, muchos dicen que todos roban, todos desfalcan pero “Yo y mi casa serviremos a Jehová” que lindo que Dios nos puso como luminares.

Los secretos de la prosperidad, es que uno viva la palabra y se goce en hacerla.

Josué 1:9 “Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas.”

¿Cuántas veces Dios se lo estaba repitiendo? Era  Josué era valiente?, esta era la tercera que se lo repetía pero hay valentía del cuerpo, valentía del alma y valentía del espíritu. Hay una valentía todo terreno, hay personas que son valientes en lo físico pero cobarde en lo espiritual, hay gente valiente en lo físico y anímico pero cobarde en lo espiritual, hay gente que dice yo no hago tal cosa porque después me sale un demonio y después se me mete, pero hay que saber que hasta para ello los demonios tiene que pedir permiso, vea el caso del gadareno cuando ellos pidieron permiso para entrar en los puercos.

Dile No a las cosas que te alejan de Dios, hay personas que son cobardes en lo espiritual, no buscan de Dios con miedo que el diablo se levante, pero solo lo que tienes que hacer es resistir y él huirá, no le puedes tener miedo al diablo si Jesús ya lo venció.

Muchos  de nosotros hemos empezado algo y es tan dura la situación que estamos a punto de desmayar, pero el saber que El está conmigo me da la fuerza, hay una frase que dice, valiente no es el que siente miedo, valiente es el que a pesar de sentirlo actúa, porque recuerda quien lo llamó y que promesa le dio y donde le va a dar la victoria. Claro que puedes desmayar pero allí viene la fuerza de Dios.

Josué 6:3 “Rodearéis, pues, la ciudad todos los hombres de guerra, yendo alrededor de la ciudad una vez; y esto haréis durante seis días”.

Dios podía derribar los muros en una fracción de segundo, pero porque quería que su pueblo rodeara la cuidad por seis días?; el número seis representa al hombre, el seis es el hombre, y cuando viene Cristo se hace un siete ese es el número de la perfección.

Los que rodean son los hombres de guerra, el hombre fue hecho en el sexto día, el número seis representa al hombre, eso quiere decir que hay una parte humana, porque una de las cosas que más les cuesta al que ha sido esclavo es perseverar en algo cuando es libre. Usted conoce esas religiones de las personas que se colocan bombas, hermanos yo he estado en países donde desde temprano suenan cosas y las personas empiezan a rezar a su dios, cuando suena eso que parece una corneta hasta un pato desafinado pero ellos pueden ir en su carro y lo escuchan y tienen que rezar.

¿Porque hay personas que no vienen a la iglesia?  hoy no es cosa de obligación,  porque Dios quiere que le amemos en libertad, las personas se comprometen a hacer cosas y a los tres días ya no lo hacen, Dios quería que ellos tuvieran el hábito, y durante seis días se hace aún difícil pero al séptimo se hace más fácil; haga la prueba proponiéndose seis días para orar, la persona hasta de excusa siente el frio de la mañana, pero viene el segundo día , viene el tercer día, viene el cuarto día y así hasta el séptimo, pero está demostrado que el séptimo día se convierte en hábito, está demostrado que nuestro cerebro después de repetir algo tres veces se vuelve hábito por eso Daniel repitió tres veces siete para traer la oración.

Hechos 1:14 “Todos éstos perseveraban unánimes en oración y ruego, con las mujeres, y con María la madre de Jesús, y con sus hermanos”. 

Cuando en el pentecostés oraban dice la palabra que perseveraban unánimes en oración y luego con las mujeres y con María los hermanos de Jesús diez días, de repente vino un estruendo.

Josué 6:4 “siete sacerdotes llevarán siete bocinas de cuernos de carnero delante del arca; y al séptimo día daréis siete vueltas a la ciudad, y los sacerdotes tocarán las bocinas”. 

Tu sabrás que estará amurallado en tu vida, pero 2013 es el año de la promesa, tú sabrás cuál es tu Jericó, pero Dios ya te dio la victoria en Cristo.

Primero eran seis días, para formar habito y disciplina. Muchos cristianos  ni tienen Biblia, otros la leen al método sorteo, pero Dios manda esfuérzate y se valiente; hermano  usted empieza a leer por ejemplo Juan,  subraya la biblia, medita la palabra, porque  eso es el arsenal que Dios te da.

Entonces el ultimo día dan siete vueltas, y sabes por qué? Porque al final se guarda la última fuerza, el último esfuerzo debe ser mayor, entonces seis más siete es trece y  estamos en el año trece, este número nos habla de rebelión, de lo que está bien encerrado de lo que no hemos podido tomar, en el año trece es cuando tomas lo que Dios te ha querido enseñar pero te dice esfuerces y seas valiente, este año es de promesa, con el Señor si se puede.

La rebelión es terrible hermano, no es lo mismo rebeldía que rebelión, el primero que se rebeló fue satanas.

Marcos 7:21”Porque de dentro, del corazón de los hombres, salen los malos pensamientos, los adulterios, las fornicaciones, los homicidios,  del corazón del hombre”.

El problema del hombre no está afuera, si uno quiere tomar la Jericó de afuera tiene que empezar vencer lo que está dentro del corazón, del hombre salen los malos pensamientos, los adulterios, las fornicaciones, los homicidios, los hurtos, las avaricias, las maldades, el engaño, la lascivia,  la envidia,  la maledicencia, la soberbia y termina con la insensatez, esa es la terquedad y necedad.

Yo imagino la primera vuelta por los malos pensamientos, por ejemplo: Ojala se muera el jefe, ojala termine rápido la predica el pastor que me está cayendo; los adulterios no solo son los físicos también son los espirituales, hermano cada vuelta representa algo.

El número trece en la biblia es Nimrod y lo engendró Cush;  Nimrod en la construcción de la torre de Babel hizo que todos dejaran la piedra y puso el ladrillo y dejaran el asfalto y coloco la piedra. Cush en la biblia  quiere decir negro de maldad.

Apocalipsis 13:13 “También hace grandes señales, de tal manera que aun hace descender fuego del cielo a la tierra delante de los hombres”. 

Hermanos no le tengan miedo al trece, si Jesucristo está contigo, el mundo va a terminar con otro rebelde pero Cristo nos da la Victoria, Cristo ya venció. La Jericó de uno puede ser el mal carácter y cuando toquen la Bocina y todos gritaran a gran voz y el muro caerán, en Cristo toda muralla en tu interior es derrumbada.

Isaías 53:5”Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados”

Dios nos mira como El águila, por eso no podemos mirar atrás, los que son águilas de Cristo no ven hacia atrás, siempre miran hacia adelante.

Josué 6:6”Llamando, pues, Josué hijo de Nun a los sacerdotes, les dijo: Llevad el arca del pacto, y siete sacerdotes lleven bocinas de cuerno de carnero delante del arca de Jehová”. 

Los que tenían que ir delante llevando el Arca eran los sacerdotes con sus bocinas y dice la palabra que los que están armados pasaran  también, pero los que estaban desarmados iban detrás; hermano los que van delante son los que ministran, los que adoran, los que leen la palabra, los que subrayan, no salgas con que tienes una biblia en el celular porque eso no es espada eso es un puñalito, solo los que estaban armados iban delante. Al día siguiente temprano dieron la vuelta siete veces, allí desaparece esa rebeldía., seis más siete son trece.

Deja que el Espíritu Santo te ministre, yo no sé cuál es tu Jericó quizás puede ser tu carácter, quizás es la maledicencia, quizás es la soberbia, la insensatez pero todo eso lo rompe aquel que fue a la Cruz.

 Isaías 53:5”Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados”

Quizás tu territorio por conquistar es ese estado de ánimo que es variable, la baja estima, la inestabilidad, la inseguridad, Dios quiere que tomes ese territorio hoy, Él te quiere dar la Victoria. Libérarte de la pereza, del desánimo. Jesucristo es el buen pastor que liberta tu familia. Jesús ya te dio la victoria. Te bendigo para que esa victoria llegue a tus manos en el nombre de Jesús. 

Compartir

Deja un comentario

X

Opciones para ver el culto en vivo:


Ver en la web: Clic aquí


Para Móviles y Tabletas: Clic aquí


Suscribiéndose a nuestro Canal de Youtube: Clic aquí


A través de Facebook Live: Clic aquí


Jana: una película que muestra cómo el amor de Dios restaura vidas

Ir al artículo.