Rodeados por Su amor, cubiertos por Su gracia

Visto por El desde antes de la creación del mundo.

La Biblia nos habla que nosotros no solo fuimos visto por  Dios desde el vientre, sino que El nos vio desde antes de la fundación  del mundo.

Efesios 1:3 Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos bendijo con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo.

Tú parte espiritual estuvo desde antes en los lugares celestes, pero teníamos que entrar a la tierra y fuimos bendecidos para que esa bendición espiritual se active. La obediencia es la clave. Tenemos como ejemplo a Rebeca, cuando fue el criado de Abraham y este le pidió agua para él y sus camellos, ella aceptó dársela. El criado le habla de su señor, Isaac, el hijo de Abraham y ella se enamora sin conocerlo, y estuvo dispuesta a dejar su familia para casarse con él aun sin conocerlo.

La iglesia es la novia y está enamorada de Jesús aun sin haberlo visto. Nuestro anhelo es ser la esposa del Cordero. El criado es figura del Espíritu Santo, quien nos habla a nosotros del Hijo, porque un día le veremos cara a cara tal cual es.

Rebeca aceptó ir con el criado de Abraham y sus hermanos la bendijeron diciéndole: “Hermana nuestra, sé madre de millares de millares, y posean tus descendientes la puerta de sus enemigos (Génesis 24:60).”.  Rebeca era una joven doncella, virgen, sin embargo, sus hermanos la bendijeron para que fuera madre de millares. Ella pudo devolverse pues era muy lejos, pero fue, soportó el viaje. Su obediencia activó la bendición. El padre Dios nos bendijo con toda bendición en los lugares celestiales, pero para que esa bendición se active tú y yo tenemos que obedecer.

Efesios 1:4 según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuéramos santos y sin mancha delante de él.

Entonces antes de vernos en el vientre materno, nos vio allá arriba, nos bendijo con toda bendición espiritual y nos escogió. Algunos dicen que Dios nos escogió en su mente, pero tú y yo tenemos espíritu, alma y cuerpo, las dos últimas se hicieron en la tierra, pero el espíritu Dios lo hizo, por eso dice, que el espíritu vuelve a Dios que lo dio, no podría volver si primero no salió de allá. Esto lo dijo Pablo luego de ser arrebatado al tercer cielo.

Dios nos apartó para ser santos y sin mancha. Así como un día Cristo se apartó para nosotros y murió por nosotros, ya que Él no murió por los ángeles, el murió por la descendencia de Abraham. Ser santo es apartarse para Jesús.

Todos fallamos, pero una cosa es José corriendo detrás de la esposa de Potifar, que ella detrás de José. El pecado nos puede perseguir y nosotros podemos caer, eso es manchar nuestras vestiduras, pero abogado tenemos para con el Padre, y si lo tenemos es porque lo necesitamos, pero la sangre de Cristo nos limpia de todo pecado.

Efesios 1:6 Para alabanza de la gloria de su gracia, con la cual nos hizo aceptos en el Amado.

Fuimos creados para la alabanza, es nuestro propósito, si Dios te aceptó nadie te puede rechazar, si Dios te aceptó, acéptate tú mismo como eres.

Alabanza de la gloria de Su gracia, no es solo cantar y danzar, es en situaciones difíciles, en la calle, en los tapones, en el trabajo, Dios sigue siendo dios. Es cuando mi carne quisiera responder de una manera y Su gracia nos conquista y cuando queremos hablar Él nos dice quédate callado. Hay momentos en que la gracia es hablar, otras quedarse callado, porque a veces hablamos sin gracia y quedamos en desgracia. Es morir al yo y dejar que Su gracia prevalezca sobre nosotros y fórmenos el carácter de Cristo

Efesios 1:12 A fin de que seamos para alabanza de su gloria, nosotros los que primeramente  esperábamos en Cristo.

Fuimos creados para que nuestra vida refleje a Jesús.

Efesios 1:14 que es las arras de nuestra herencia hasta la redención de la posesión adquirida, para alabanza de su gloria.

Efesios 2:5 aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos).

Todos nosotros estábamos muertos en delitos y pecado, pero el Señor nos dio de Su Gracia. Ninguno hizo nada para salvarse, Cristo nos salvó por Su Gracia.

La Gracia no se termina aquí en la tierra, algo tan valioso no se termina cuando Cristo venga a la tierra.

Efesios 2:7 para mostrar en los siglos venideros las abundantes riquezas de su gracia en su bondad para con nosotros en Cristo Jesús.

En los siglos y en las edades venideras, cualquier generación que nos mire va a ver en nosotros la abundancia de Gracia, vamos a ser testimonios donde vayamos de Su Gracia, por eso debemos rodearnos de Ella.

Formada nuestra cadena genética por el ADN.  

Debemos entender que David fue un hijo bastardo, él no fue un hombre estudiado, David es considerado un hijo de fornicación, y en la ley esta condición era rechazada. La Biblia dice que no entrará ni moabita, ni amonita, ni bastardo en la congregación.

A los niños hebreos los llevaban al templo a los ocho días para circuncidar y en el registro del templo era  donde estaba la partida del nacimiento, pero David, siendo hijo bastardo, la ley lo condenaba a no estar registrado.

David no podía entrar al templo, pero como no podían entrar, Dios le permitió que llevara el templo a su casa (el Arca del paco estuvo en el tabernáculo de David). Si alguien experimentó la Gracia fue David, él era de la tribu de Judá, usó efod de lino, traje sacerdotal que solo lo podían usar los de la tribu de Judá.

Él fue rechazado por su familia y la sociedad, pero David pudo superar los conflictos en su vida, cuando entendió sobre su origen, que antes que los hombres lo vieran, ya Dios lo había visto, por eso él escribió:

Salmos 139:13-14 Tú formaste mis entrañas; me hiciste en el vientre de mi madre. 14 Te alabaré, porque formidables y maravillosas son tus obras; estoy maravillado y mi alma lo sabe muy bien.

El Señor te vio desde el vientre de tu madre, Él te hizo con sus manos, no eres producto de una casualidad, eres fruto de un plan de Dios, de un propósito donde intervino el corazón, la mente y las manos de Dios. David entendió que Dios lo hizo en el vientre de su madre y su respuesta a Dios es alabarlo porque formidables y maravillosas son sus obras. David tuvo un creador, un formador, él no era cualquier cosa, el valía mucho. Tú y yo no somos producto de la casualidad sino de un plan perfecto de Dios.

Salmos 139:15 No fue encubierto de ti mi cuerpo, aunque en oculto fui formado y entretejido en lo más profundo de la tierra.

La palabra entretejido significa racám, su raíz primaria, variar color, bordar en cadena, por implicación: fabricar, entretejer. David, tres mil años antes pudo entender que cuando Dios lo estaba haciendo, le estaba variando de colores, lo estaba entretejiendo con un bordado tipo cadena. No es casualidad que nuestra cadena de A.D.N guarde similitud con el bordado en  cadena en lo natural. Nos preguntamos, como David un pastorcito de oveja que nunca estudio, tres mil años antes supo que nosotros tenemos una cadena genética, esto fue el mismo  Dios creador, el fabricante que se lo reveló.

Salmos 139:16 Mi embrión vieron tus ojos, Y en tu libro estaban escritas todas aquellas cosas Que fueron luego formadas, Sin faltar una de ellas.

Aquí ya David sabia de embrión, el sabia cuando esos 23 pares de cromosomas se unen. Cuando descubrieron el genoma humano se dieron cuenta que tiene tres millones de caracteres, en esos caracteres estaban todos tus rasgos físicos, así como tú eres ya estaba diseñado, tres millones de caracteres que si se leyeran cada uno por segundo tardaríamos 96 años en describir lo que Dios diseñó de ti.

Salmos 139:17 ¡Cuán preciosos, Dios, me son tus pensamientos! ¡Cuán grande es la suma de ellos!

Cuando entiendes que no eres producto de la casualidad, sino que eres producto de un plan de Dios, que en tu ADN tiene tres millones de caracteres, que Dios te hizo con un propósito, tus pensamientos no van a estar en las cosas terrenales, sino en Dios que está por encima de todo eso.

Salmos 139:18 Si los enumero, se multiplican más que la arena. Yo despierto y aún estoy contigo.

Toda esa información le reveló a David la grandeza de Dios.

EL ENGENDRAMIENTO Y LA CONCEPCION DE DAVID

Salmos 51:5 He aquí, en maldad he sido formado, Y en pecado me concibió mi madre.

El mismo que escribió: “Mi embrión vieron tus ojos”, de repente para y se da cuenta que en su vida había algo oculto que lo afectaba.

El debió de tener como 40 años cuando ocurrió el pecado con Betsabé, no fue a la guerra y se quedó descansando,  dice la Biblia que se levantó por la tarde, se paró en la terraza del palacio y vio a Betsabé cuando se bañaba en el patio, lo cual no era una costumbre de las mujeres judías, las mujeres no se bañaban en patio, él la vio y entró en codicia. David preguntó sobre ella y le informaron que era la esposa de Urias,uno de sus generales que estaba peleando en la guerra, David la mando a llamar.

Betsabé representa a las mujeres que son manipuladas, dominadas por poder político, económico y social.

David tuvo intimidad con ella, siendo casada, él se olvidó que Dios existía y como era el rey usó su poder. Ella quedó embarazada producto de este adulterio, ambos de acuerdo a la ley, tenían que ser apedreados, pero David en lugar de arrepentirse comenzó a fraguar mentiras, a crear, hasta que se convirtió en el autor intelectual de la muerte de Urías Heteos y otras hombres más.

Por la culpa y la carga de lo que había hecho David comenzó a enfermarse, se estaba muriendo, sus huesos se estaban secando, sus días fueron de dolor, no hallaba que hacer, entonces Dios envía a Natán, porque a los Natán no los envía el diablo, los manda Dios para salvar a sus Davides.

“En maldad he sido formado”: David comenzó a entender que algo pasó con sus ancestros que lo estaba afectando. Todos sabemos que en Adán todos morimos, en Adán todos pecamos. Nuestros padres nos trasladan cosas buenas y malas.  En lo físico podemos entender que hay enfermedades hereditarias, cuando vamos al médico, nos cuestionan sobre los antecedentes de enfermedades en la familia, pero la buena noticia es que Cristo cancela todas estas herencias.

El termino Maldad es = Kjul (H2342) raíz primaria; propiamente torcer o hacer girar, de manera circular o espiral, específicamente danza, retorcerse de dolor.

Salmos 51:5 He aquí, en maldad he sido formado, Y en pecado me concibió mi madre.

David entendió que la maldad hace perder el orden de Dios.

Cuando el papá de David, Isaí, tomó a su mamá siendo jovencita y se aprovechó de ella por joven, o porque él era un hombre rico, lo cierto es que ahí la genética de David se degradó. El pecado entró al mundo por el primer Adán, pero fue quitado por el postrer Adán. En ignorancia, en inmadurez se pudieron abrir puertas de maldad en nosotros. David entendió que la maldad retuerce, hace girar, hace perder el orden original y da lugar a que entren cosas extrañas.

Salmo 22:10 A ti fui encomendado desde antes de nacer; desde el vientre de mi madre, tú eres mi Dios.

La madre de David era creyente, ella cometió el pecado pero se agarró de Dios. La madre de David de seguro experimentó vergüenza, culpa, castigo, dolor, rechazo, pues Isaí era un hombre casado, la probabilidad es que David haya sentido todo esto en el vientre, pero su mamá lo dedicó desde ahí y le declaró que él le pertenecía a Dios. Porque antes que los hombres te vieran y antes que te tildaran, Cristo te vio desde arriba y tienes un propósito en tu vida, por eso hay que volver a Él.

Salmo 71:6 En ti he sido sustentado desde el vientre. Del vientre de mi madre tú fuiste el que me  sacó; para ti será siempre mi alabanza.

Este salmo indica que al parecer hubo complicaciones al momento de David nacer, pues dice: “Tú me sacaste”.

Salmos 51:6 He aquí, tú amas la verdad en lo íntimo, Y en lo secreto me has hecho comprender sabiduría.

Dios ama la verdad en lo íntimo, no es vivir llamando la atención para que la gente nos vea, Judas fue delante de los hombres a tirar las monedas y a llorar, pero es delante de Dios que debemos hacerlo.

Comprender sabiduría. Hay que entender  que muchas  veces tenemos conductas en lo físico, en lo económico, espirituales que traen consecuencias y nos preguntamos porque nos vienen. Pero nosotros tenemos la respuesta, Dios nos ama y nos da la verdad en lo íntimo  y en lo secreto nos hace comprender sabiduría. Esta es la sabiduría;

2da de Samuel 12:1-4 Jehová envió a Natán a David; y viniendo a él, le dijo: Había dos hombres en una ciudad, el uno rico, y el otro pobre. El rico tenía numerosas ovejas y vacas; pero el pobre no tenía más que una sola corderita, que él había comprado y criado, y que había crecido con él y con sus hijos juntamente, comiendo de su bocado y bebiendo de su vaso, y durmiendo en su seno; y la tenía como a una hija. Y vino uno de camino al hombre rico; y éste no quiso tomar de sus ovejas y de sus vacas, para guisar para el caminante que había venido a él, sino que tomó la oveja de aquel hombre pobre, y la preparó para aquel que había venido a él. 

Esta fue la verdad, la sabiduría que en lo oculto el entendió: Un caminante

-David era el hombre rico.

-Urias el hombre pobre.

-Betsabé la corderita.

¿Quién era el caminante que venía de lejos? Ese caminante representa al pecado persiguiéndolo porque el papá había abierto una puerta de adulterio.

Ese caminante vino e incitaba a David a repetir la historia. Cuantas personas habrán venido de un adulterio, y el caminante viene ahora a pedirte de comer, ha incitarte a cometer adulterio, pero la buena noticia es que hubo uno que vino de mas lejos, dejó Su trono de gloria, se llama Jesucristo y venció todo principado, toda potestad en la cruz del calvario, Cristo perdonó nuestros pecados, anuló el acta de los decretos que había contra nosotros y despojó los principados y las potestades y lo exhibió públicamente triunfando sobre ellos en la cruz.

Hay caminantes que te dicen dame de comer, y no solo tiene que ser de adulterio, puede ser de hechicería, brujerías, puertas abiertas en ignorancias por algunos de nuestros antepasados. Todo esto pudo haber pasado y ahí es que el enemigo viene y aquel diseño original que venía de parte de Dios se tuerce, pero hubo uno que vino a enderezarlo todo, se llama Jesucristo.

Este es el secreto. David entendió que había algo que lo perseguía, y que era más fuerte que él, no entendía como pudo llegar a hacer todas esas cosas, se convirtió en un asesino intelectual,  mintió, bebió, hurtó, mató, destruyó,  él era un hijo de Dios!

Salmos 51:7 Purifícame con hisopo, y seré limpio; Lávame, y seré más blanco que la nieve.

David en su desesperación fue a Dios y le pidió que lo purificara con Hisopo. La primera vez que esa palabra se usa fue en Éxodo 12:22-23 “Y tomad un manojo de hisopo, y mojadlo en la sangre que estará en un lebrillo, y untad el dintel y los dos postes con la sangre que estará en el lebrillo; y ninguno de vosotros salga de las puertas de su casa hasta la mañana. 12:23 Porque Jehová pasará hiriendo a los egipcios; y cuando vea la sangre en el dintel y en los dos postes, pasará Jehová aquella puerta, y no dejará entrar al heridor en vuestras casas para herir.

Hubo casas que fueron heridas en ignorancia, donde se abrió puertas de brujería y hechicería, ahí entró el diablo para herir, para torcer la genética espiritual, lo anímico, pero la buena noticia es que hay alguien más grande que endereza, porque derramó Su sangre preciosa, se llama Cristo. Él entra y lo corrige y se pone sangre en tu puerta para que el heridor no toque más tú casa.

David en el secreto de Dios adquirió sabiduría. Tenemos que entender el poder de la Sangre de Cristo. David entendió esto y por eso pidió ser limpiado con hisopo, él pudo entender que esa sangre rompía toda maldición. Es la sangre del nuevo pacto que elimina toda secuela donde por pecado e ignorancia, el heridor entró y dañó las descendencias. Hay gente que viene dañada producto de un momento de pecado.

Ahora nosotros podemos abrir puertas de bendición. Cuando tú conoces a Cristo y te entregas a Él, tú salvas tu descendencia. Es por la sangre de Cristo que nuestros pecados, impiedades, iniquidades y enfermedades, etc., son eliminadas para siempre.

Cuando conoces a Cristo no solo tú eres bendecido, sino tu familia, tus generaciones, y lo que venga de atrás hay que romperlo con la Sangre de Cristo. Cuando tomamos la mesa del Señor, el pan representa Su cuerpo y el jugo de la vid la sangre del  Nuevo Pacto que anula pactos antiguos, la sangre del Pacto Eterno que anula pactos temporales.

El escritor Jim Berg hizo un estudio de dos familias en New York en el año 1700:

La familia del patriarca Max Jukes, el cual no creía en Jesucristo, ni en los principios cristianos, ni llevaba sus hijos a la iglesia, aunque se lo pidieran. Tenía prestigio, plata, poder pero no plenitud de gozo.

La otra era la de Jonathan Edwards (1703-1758). Pastor y un hombre de oración, teólogo y misionero para los nativos americanos durante la época de la colonia. Jonathan se casó con Sarah y a su muerte dejó a tres hijos y ocho hijas. Jon Edwards fue parte de un avivamiento que se reconoce en la cristiandad.

A continuación los resultados de estas dos familias:

La familia de Max Jukes:

903 descendientes

100 en prisión (13 años o más)

90 en prostitución.

145 alcohólicos

265 con enfermedades sociales

300 delincuentes

El costo al estado de New York: Más de un millón de dólares.

La familia de Jonathan y Sarah Edwards

1,394 descendientes

30 jueces

13 presidentes de universidades

3 congresistas

65 abogados prominentes

32 autores de renombre

90 médicos

200 ministros de la Palabra

80 senadores

Costo al estado de NY; Ni un centavo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL PODER DE LA SANGRE DE CRISTO.

 

Mateo 26:27 Y tomando la copa, y habiendo dado gracias, les dio, diciendo: Bebed de ella todos, 28 porque esto es mi sangre del nuevo pacto que por muchos es derramada para perdón de los pecados. 29 Os digo que desde ahora no beberé más de este fruto de la vid hasta aquel día en que lo beba de nuevo con vosotros en el reino de mi Padre.

 

El jugo de la vid es una sola copa, pero hay implícita cuatro copas: La del padecimiento: El pago el precio, padeció por nosotros. También está la sangre del nuevo pacto: este nuevo pacto invalida pactos antiguos. La sangre del pacto eterno: todo lo temporal que se ha hecho en ignorancia es anulado por esa sangre. La copa de bendición que bendecimos, era la que la joven doncella que estaba desposada para casarse con alguien, ella tomaba la copa y decía ¨Yo me guardo virgen, hasta que tu vengas¨          , esto representa la iglesia que espera que Jesús vuelva, la que se casa  y se guarda para El. La última es la copa del reino, es la que Él se toma cuando se casa con la iglesia.

 

El padecimiento. Todo rechazo, varón de dolores, experimentado en quebranto, despreciado y desechado, Jesús llevo todo esto por ti y por mí. Su sangre tiene Nuevo Pacto          que anulan pactos antiguos.

 

Hebreos 13:20  Que el Dios de paz, que resucitó de los muertos a nuestro Señor Jesucristo, el gran pastor de las ovejas, por la sangre del pacto eterno. La sangre del pacto eterno anula pactos temporales

 

LA SANGRE DE CRISTO ANULANDO PACTOS ANTIGUOS

 

Job 31:1 Hice pacto con mis ojos, ¿cómo, pues, había yo de mirar a una virgen? Job hizo pacto con sus ojos para no estar viendo lo que no debía. Quizás un día hiciste pacto con tus ojos, viendo pornografía o cosas indebidas y eso te queda y luego te preguntas porque eres así. Pero la sangre de Cristo anula pactos antiguos

 

LA SANGRE DE CRISTO ANULANDO PACTOS TEMPORALES

 

Isaías 28:15 Vosotros habéis dicho: «Hemos hecho un pacto con la muerte; un convenio hicimos con el seol. Hay gente que en ignorancia hizo pacto con la muerte         y convenio con los muertos. Y esto sucede, porque hay personas que bajo circunstancias temporales desean la muerte y hasta intentan suicidarse y el enemigo se aprovecha de lo espiritual y lo anímico y daña tu alma, pero cuando tu bebes esa sangre del Nuevo Pacto anula todo pacto antiguo, y todo pacto temporal, ese deseo de muerte, eso que llega a tu vida cada cierto tiempo te lo cancela el Señor.

En tu vida pueden haber marcas, pero hay un poder en Cristo Jesús, esa sangre continua vigente, cuando tomas el jugo de la vid, eso representa la sangre de Cristo, que rompe pactos antiguos y pactos temporales, que rompe esa genética dañada, que rompe toda esa maldad, todo eso que entro a tu vida que no viene de Dios, se rompe en ti y en tus descendencias.

 

RESCATADOS DE HERENCIAS CONDUCTUALES NEGATIVAS

 

Ustedes fueron rescatados de la vida absurda que heredaron de sus antepasados, hay cosas erróneas que traemos, pero el precio de ese rescate no se pagó con cosas perecederas como el oro y la plata, sino con la sangre preciosa de Cristo.

 

Quizás en ti hay cosas dentro que te martilla, cosas que no quiere que la gente conozca de ti y que estas en constante batalla, no sé en qué momento abriste la puerta o quien la abrió, pero yo sé quién es la puerta del cielo que cierra y cancela las puertas del infierno, se llama Jesucristo.

 

 

 

 

Compartir

Deja un comentario

X

Opciones para ver el culto en vivo:


Ver en la web: Clic aquí


Para Móviles y Tabletas: Clic aquí


Suscribiéndose a nuestro Canal de Youtube: Clic aquí


A través de Facebook Live: Clic aquí


Jana: una película que muestra cómo el amor de Dios restaura vidas

Ir al artículo.