SOLO TU MISERICORDIA


“Seguimos buscando la misericordia del SEÑOR nuestro Dios, así como los sirvientes fijan los ojos en su amo y la esclava observa a su ama, atenta al más mínimo gesto.”
Salmo 123:2 (NTV)

El Salmista estaba viviendo tiempos de menosprecio, burla, escarnio por parte de los impíos, estaba en el límite de sus emociones, sin embargo, no las desbordó delante de las personas, sino que se dirige a Dios en humildad, reconociendo su posición de siervo, quien depende totalmente de su amo y por ello ruega misericordia para que actúe a favor de él y el pueblo. Es importante observar que ya habían buscado a Dios y hasta el momento no veían la respuesta de Él, sin embargo, esto no los desalentó, sino que siguieron orando, ellos perseveraron pues confiaban en Dios. Muchas veces Dios no contesta nuestras oraciones dentro del tiempo que esperamos, no obstante, debemos perseverar, no dejarnos llevar por las emociones, sino volver a Su Presencia y seguir rogando por Su misericordia, eso muestra que realmente dependemos de Él, que confiamos en Su tiempo, Sus métodos, sabiendo que si no ha hecho algo aún, es porque Su propósito a través de esta situación no se ha cumplido aún, por lo que debemos esperar sin desesperar por Su respuesta.

Oración

Eres mi Señor y yo tu siervo, dependo de Ti y de Tu misericordia cada día. Extiende Tu mano sobre mi vida. Tu gracia me ayuda a perseverar cada día en oración y no desistir. Te seguiré buscando hasta recibir Tu respuesta, pues quiero caminar en Tu Voluntad. ¡Amén!

Compartir

X

Opciones para ver el culto en vivo:


Ver en la web: Clic aquí


Para Móviles y Tabletas: Clic aquí


Suscribiéndose a nuestro Canal de Youtube: Clic aquí


A través de Facebook Live: Clic aquí


Jana: una película que muestra cómo el amor de Dios restaura vidas

Ir al artículo.